miércoles, 3 de agosto de 2016

polipo y embarazo


Embarazo y riesgos del polipo
El polipo uterino puede aparecer durante el embarazo o cuando se está buscando la gestación. Es una patología frecuente que puede afectar hasta un 10% de mujeres y aunque suele aparecer más entre los 40 y 60 años, tampoco es tan raro verlo relacionado con el embarazo.
1. ¿Que es un pólipo uterino? Es una excrecencia de tejido blando, endometriósico, muy vascularizado, por lo que sangra fácilmente. Puede aparecer dentro de la cavidad uterina (polipo endocavitario) o asomando por el cuello uterino (polipo enodocervical)

polipos endocavitario
polipo endocervical
2. Síntomas del pólipo uterino: Muchas veces no da ninguno, lo encontramos en una exploración ginecológica habitual o por otro motivo. Otras veces puede dar:
- Sangrado espontáneo, entre reglas, o tras las relaciones sexuales (coitorragia)
- Reglas más abundantes o de más días de duración.
- A veces molestias abdominales tipo dolor menstrual
- En ocasiones flujo más abundante

3. ¿Que pasa si tengo un pólipo uterino y me quiero quedar embarazada?
Si en una revisión ginecológica previa al embarazo o en un estudio de infertilidad aparecen pólipos uterinos, lo aconsejable es quitarlos:
- Si es un pólipo endocervical, se quita fácilmente en la consulta ambulatoria, no requiere anestesia, es indoloro y habituálmente en unos minutos se ha extirpado.
- Si es un pólipo endocavitario resulta un poco más complicado porque hay que quitarlo mediante histeroscopia. Este proceso aunque sencillo requiere el uso de un histeroscopio y se hace en quirófano, con anestesia local o general.
En ambos casos se deben mandar los pólipos a biopsia, pues aunque realmente el riesgo de malignización es muy pequeño, hay que estar seguros.

4. ¿Que pasa si tengo un pólipo uterino y YA estoy embarazada?
 Si es un pólipo endocavitario no actuamos durante el embarazo, porque el riesgo de dañar la gestación con la histeroscopia es importante y no compensa las pequeñas molestias (sangrado) que podría provocar durante el embarazo. El pólipo no puede dañar al feto ni crear otros problemas a la gestación que no sean los sangrados ocasionales.
- Si es un pólipo endocervical, la actuación depende del tamaño del pólipo y las molestias que esté causando. Generálmente no lo vamos a quitar, salvo que de sangrados o molestias. No puede afectar al desarrollo fetal ni a la gestación
En ambos casos, después del parto suelen desaparecer los pólipos, y en caso contrario pues ya se pueden extirpar tranquílamente sin riesgos para la gestación.

Enlaces de interés:

No hay comentarios:

Publicar un comentario